Kika Silva: Menos No Siempre Es Más

"La princesa del running", "la Sharapova chilena", y otros tantos deslumbrantes sobrenombres se ha ganado, la ahora panelista del programa SQP de C...
Kika
22 abr 2015 | | lifestyle

“La princesa del running”, “la Sharapova chilena”, y otros tantos deslumbrantes sobrenombres se ha ganado, la ahora panelista del programa SQP de CHV. ¿Quién es esta misteriosa “princesa”? Francisca Silva, la Kika, como le dicen todos sus amigos, tiene 22 años y en poco tiempo ha logrado lo que ya varios se quisieran. Gracias a su estilo de vida deportista y por supuesto, su belleza natural, ha triunfado en las más versátiles aristas que uno se pudiera imaginar.  

Desde muy chica fue aficionada por los deportes. Practicaba atletismo siendo parte del equipo del colegio Nazaret. ¿Su fuerte? Las vallas, año tras año se le podía ver ocupando algún lugar en el podio y es que desde siempre fue metódica y disciplinada cuando se trataba de lo que más le gusta; los deportes. Al salir del colegio entró a estudiar Educación Física en la Universidad Andrés Bello. Pero su destino estaba marcado: Un verano, fue a ver a Calle 13 al Festival de Viña, cuando el vocacalista Residente, de improviso, la subió al escenario para bailar al ritmo del reggaeton dejando al “Monstruo” con la boca más que abierta. Su cuenta en Twitter se colapsó en pocos segundos de nuevos seguidores.

Por esas cosas del destino dejó la universidad y terminó modelando en México casi medio año, llegando a salir en algunas páginas de la biblia de la moda, Vogue Latinoamérica. A su vuelta, siguió dedicada al modelaje, pero sin nunca dejar de lado su pasión por los deportes. Mientras tomaba clases de actuación, modelaba y no paraba de trabajar, fue descubierta por Brooks para que fuera embajadora de la marca, ganándose el apodo de la “princesa del running”. Merecido. La Kika todos los días, o casi todos, realiza algún deporte. La modelo-atleta sale a correr por lo menos seis veces a la semana. “Cuesta empezar, pero después te termina encantando”, dice. 

Si no es el running, seguro está haciendo otro deporte. Le gusta el running pero no es en lo único que se destaca, la camaleónica rubia no se cansa. No pasó desapercibida a la hora de que se abriera la temporada de nieve ya que colaboró en el programa Vía de Escape todo el invierno del 2014, donde era la conductora y desde las montañas sobre una tabla de snowboard, mostraba los más deslumbrantes paisajes de nuestra cordillera. Panorama que le encanta cuando está arriba, ya que aparte de trabajar, puede disfrutar de un rico hot tub o ir al happy hour con sus amigos.

Claramente la historia no termina aquí. Después de varios años consecutivos corriendo en diversas maratones, entre ellas la famosa demaratón de Las Vegas, probó suerte en otro rubro y como ésta la acompaña, logró tener una tienda que lleva su propio nombre, Kiks y por si fuera poco le queda tiempo para levantarse todos los días temprano en la mañana, ir a practicar natación, boxing o spinning, para partir el día con todo y trabajar con ánimo y ganas. “El deporte me prende, hace que me ponga más productiva y quede con energía para el resto del día”, por lo que aconseja que: “Hay que realizar deporte por lo menos tres veces a la semana, aunque sean 30 minutos. No importa qué, lo que importa es hacer. Mientras más chico uno empieza hacer deporte más rápido le vas agarrando el gusto, pero no es excusa para no hacer si ya eres más grande”, dice entre risas.

No hay quien no la mire. Las miradas no son sólo suerte, su pasión -a su favor- la tiene más que en forma y es la inspiración de chicas y grandes. ¿Come poco? No. Aunque parezca mentira, come y mucho. Su alimentación es totalmente “normal” (entre comillas porque le encanta el manjar y los chocolates) y aunque trata de seguir una dieta sana, es de las cosas que más le cuesta. “No se me nota porque hago mucho deporte”. Y así lo pudimos comprobar, “nunca he hecho una dieta, aunque he tratado”, nos cuenta. Es una de las grandes promesas del 2015 para la televisión, luego de dejar el programa en que aparecía junto al Pollo Valdivia, donde hacia notas deportivas, se fue a CHV, para otra vez, robarse la atención de todos. 

 En cuanto al deporte, ahora está probando con el ciclismo. Son pocas las mujeres en Chile que se dedican o por lo menos practican deportes relacionados con bicicletas. La Kika está empezando a motivarse, y a lo grande, como es ella, con el mountainbike. 

“Me gusta la bici porque hago deporte al aire libre, entre medio de cerros y montañas. Además creo que es un deporte en que por ser tan de “hombres” las mujeres se atreven menos, pero a mí eso no me preocupa, estoy acostumbrada a estar con ellos y competir -en buena- a la par. Me sube el nivel, hace que me exija más. Estar a la altura de hombres no es fácil, pero hace que cada día arriba de la bici sea un desafío y una nueva meta que lograr. Encuentro que la vida y el deporte tienen que estar unidos, aparte de que hacer ejercicios a diario te ayude con el físico, para mí lo más importante es lo que me entrega mental y emocionalmente. Bajando por El Durazno por ejemplo, siento que suelto todo el estrés y quedo totalmente despejada para ir a trabajar o a un asado con amigos”. enfatiza Francisca. 

La vimos en pantalla durante todo el Festival de Viña del Mar, las cámaras la aman y hasta se rumoreaba que iba a ser candidata a reina, quizás la veamos con la corona el próximo año. Por ahora quiere estar completamente enfocada en sus entrenamientos y el trabajo. “Me gusta aprovechar el verano, ya que es de las etapas del año que podemos hacer deporte al aire libre, con amigos o sola. Amo subir algún cerro, irme de camping, hacer trekking, andar en bici y si estoy en la playa trotar por la orilla y nadar en el mar”, cuenta. Otra cosa que le ha llamado la atención es que:  “Siento que en Chile hemos progresado en el tema del deporte, no sólo las mujeres sino que como sociedad, creo que se está generando conciencia de llevar una vida sana y optar por la práctica de un deporte, no como obligación ni para tener un cuerpo perfecto, sino que como una manera de vida”.

Además comenta que encuentra “bacán que exista un medio online como KAUKEN para poder comprar cualquier tipo de producto con distintas alternativas de marcas tipo outdoor, puedo vitrinear cosas que me interesan para complementar los distintos deportes que hago. Cuando vi las cosas, me dieron ganas de probar con la escalada, jajaja. He revisado el JOURNAL y encuentro muy innovador que pongan tips, panoramas y le estén dando espacio a las mujeres en un mundo que todavía es muy de hombres”, opina. 

Felicitamos a la Kika por su constancia, motivación y ganas que le pone a todo lo que hace. 

¡La Kika con su poleron REU lista para este invierno!

*Le recomendamos la mochila Lippi Cadier 2 litros, ya que es una mochila de hidratación ultraliviana, con una bolsa de dos litros para llevar agua y un bolsillo frontal perfecto para llevar cosas pequeñas que llevamos a la hora de hacer deporte. Además tiene un broche de sujeción ajustable en el pecho que asegura la máxima comodidad al momento de descender de los cerros en bicicleta. Cuenta también con elásticos en el frente para tener rápido acceso a la ropa de cambio, por ejemplo.

22 abr 2015 | | lifestyle

Artículos Relacionados